Cómo cuidar tu piel en primavera

Atrás quedó el frío del invierno y comenzamos a florecer en esta nueva época del año, por ello, es importante que tu piel esté preparada para la exposición al sol, evitar las alergias y los cambios de temperaturas. El Dr. Santiago Reig, Director Médico y Gerente General de Clínica Symmetria, nos entrega interesantes tips para cuidar tu piel en primavera.

Limpieza:
Durante el transcurso del día nuestra piel acumula partículas de suciedad, por esta razón es importante cuidar tu piel comenzando con una profunda limpieza. El uso de leches limpiadoras, geles de limpieza y jabones dermatológicos eliminan las impurezas superficiales de la piel. En el mercado busca productos que no contengan elementos abrasivos para que no irriten tu piel ni tampoco alteren tu PH.

Hidratación:
Con el cambio de clima tu piel puede resecarse, por ello es importante consumir 2 litros diarios de agua y aplicar crema en todo tu cuerpo después del baño y de ser necesario llevar una crema hidratante en tu bolso y usarla cada vez que sea necesario.

Mascarillas:
El uso de mascarillas limpiadoras e hidratantes, son un aliado importante para los los cuidados de tu piel, ya que es una manera fácil de renovar tu piel de tu rostro. Utiliza mascarillas naturales como pepino, palta, plátano y no olvides exfoliar tu piel para eliminar manchas e impurezas, debes mantener las máscaras unos minutos y luego lavar tu rostro con agua tibia.

Exposición al Sol:
Es necesario tomar ciertas precauciones para no dañar tu piel en primavera, el consumir vitamina C es de suma importancia ya que hace la piel más resistente, también es importante exfoliar la piel de forma suave, usar bloqueador solar al menos media hora antes de exponerte, volver a usarlo cada 2 horas, y tras la exposición, utiliza algún producto refrescante como el aloe vera para evitar la irritación.

Sueño:
La falta de sueño es uno de los principales aceleradores del proceso de envejecimiento.
Empiezan a aparecer las molestas ojeras, piel deshidratada, por eso debes incluir en tu rutina dormir entre 8 a 9 horas diarias, pues cuando descansas, ayudas a la regeneración de células, reparando tu piel y energizar tu cuerpo.

Ejercicio:
El ejercicio habitual es otra forma de cuidar tu piel, pues de esta forma oxigenas tu organismo y tu piel. Al practicar alguna disciplina deportiva vas eliminando toxinas a través del sudor, ayudando a tener una apariencia más saludable una piel hidratada.

¡Con estos tips podrás lucir una piel radiante y cuidada esta primavera!